jueves, 18 de diciembre de 2014

MONOSÍLABOS, DRAGONES Y NAVIDADES

Si, si, los rumores eran ciertos, vuelve este blog por navidad. Y con muchas ganas de estar de nuevo con vosotros cada semana desde este humilde zaguán para la reflexión. Y acompañado, nada más y nada menos, que de una impactante novedad editorial. Una colección de quimeras que emprende su andadura con el relato de la antigua China del origen de los tiempos. Un libro para renovar nuestra complicidad con los lectores, con la fuerza desbordante de las ilustraciones únicas de Miguel Carini, que golpean con su formidable discurso estético nuestra conciencia y educan nuestro paladar con su inagotable belleza. Pero, podrían preguntarse, por qué bucear ahora en las quimeras del más remoto pasado.  

No hay mejor respuesta que aquella que escribió el poeta Langston Hughes, “creer en ninguna otra cosa que los libros, el asombroso mundo de los libros, donde la gente sufra en bello lenguaje, y no en monosílabos…”. Por eso este proyecto poblado de quimeras. Porque estamos saturados de verdades absolutas en esta era monocromática, ruidosa, excesivamente protagonizada por aquellos que nunca dudan y que se empeñan en convencernos de un bien y un mal sin matices. Una colección de quimeras, para recordar que no ha habido un salto intelectual más formidable y apasionante, en la historia de la humanidad, que aquel viaje desde las cosmogonías hacia los complejos equilibrios de la moral y la política, desde la observación inocente del universo hacia un ser humano como centro de gravedad de las preguntas y respuestas sobre su propia existencia.

Un humilde guiño para estos tiempos tristes. Intentando aprender de los sabios de la antigua Grecia, que nos enseñaron que en tiempos de crisis el discurso político, el espacio cultural, el orden moral, se empobrecen hasta ese estado monosilábico del que hablaba el poeta, mientras que en las eras de esplendor el protagonismo ha de corresponderle a los aventureros del lenguaje, porque la democracia y el poder dependen del pueblo, y a este sólo le queda la palabra, la capacidad de argumentación, el debate, la necesidad de los matices y la importancia crucial de la diferencia.

En nuestro libro El Origen de los tiempos se traza ese recorrido del arte de vivir, del mito al pensamiento, de los dioses y dragones a los hombres y mujeres, de la magia a la razón. Una antigua leyenda para comprender que en la memoria colectiva se agazapa la virtud en forma de belleza, de solidaridad, diversidad y razón. Es impresionante releer en esta obra a Confucio, que advirtió hace cientos de años que aquel hombre que no se preocupe del futuro está condenado a preocuparse del presente. Ahora que llega la navidad, esos días entrañables de livianos balances y legítimos anhelos de mañanas mejores, ofrecemos un libro bello, un clásico recién nacido, una gozosa aventura intelectual y estética, para poner un granito de arena para ese futuro que necesita de un pasado que termine con el presente.


Feliz navidad

Autor: Algón Editores

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada